Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

domingo, 22 de enero de 2017

TOMMY AL BAT

DE JEFE SARAPERO A CANDIDATO A GOBERNADOR





ARMANDO GUADIANA
ARMANDO Guadiana fue uno de los directivos que dejó huella en la Liga Mexicana como presidente de los Saraperos de Saltilllo por muchos años y ahora aparece otra vez como candidato a Gobernador por el estado de Coahuila. Son tres los equipos de Liga Mexicana que están en ese estado, con los Saraperos, Unión Laguna y Monclova formando la tercia de coahuilenses.
Armando Guadiana fue un directivo muy carismático, de esas personas que se pasan los días cosechando amigos por su manera de ser y se le recuerda mucho en la serie final de 1988 cuando sus Saraperos de Saltillo perdieron ante los Diablos Rojos de Cananea Reyes en cinco juegos Con unos bigotes al estilo de los galanes de cine siempre fue muy accesible con los medios informativos y en las reuniones que se acostumbraban antes de cada temporada traía jugosos y gruesos filetes para saborearlos al lado de  la prensa.



ARRIBA EL NORTE 

En la serie final de 1988 introdujo un sistema de aquellos teléfonos “walkie talkie” que estuvieron de moda en los años precursores a la telefonía celular y durante el juego se comunicaba desde las gradas con su manager en la caseta. Ese año tuvo de manager a Sergio Robles pero ya para los play offs lo cambió por el que fuera gran pitcher Pepe Peña. Año tras año tenía a Moi Camacho como asesor del equipo y lo llevaba a todas las convenciones de Beisbol para dar su valiosa opinión en los cambios que hacía  con otros equipos.
Recordamos que en la Convención de Beisbol de 1989 celebrada en Nashville, Tenesi, nos invitó a cenar a Enrique Kerlegand y al que esto escribe en un restaurante muy conocido en la ciudad y al entrar vimos que el famoso manager Billy Martin estaba solo tomando unas copas en la barra del bar. El Ingeniero Guadiana le dijo a Moi Camacho que lo invitara a la cena que íbamos a tener y lo acompañé hasta el bar, en donde muy amablemente y sonriente, Billy Martin indicó que lo agradecía mucho pero que deseaba estar esos momentos solo con sus pensamientos. Por ese entonces se hablaba de que muy posiblemente iba a regresar como manager del Yanquis por una sexta ocasión. A los pocos días, el 25 de diciembre, Billy Martn falleció en un accidente de carretera  cerca de su rancho en las afueras de Nueva York.


NO OLVIDA A SUS SARAPEROS

En la serie final de 1988 fue un formidable anfitrión y después del tercer juego invitó a toda la caravana  del Beisbol que había viajado a Saltillo a una opípara cena en su gran rancho, al final de la cual hubo mariachis y el Ingeniero cantó varias canciones. Fue entonces que nuestro compañero Alejandro León pidió el micrófono  y nos impresionó a todos al cantar como un profesional nuestras canciones vernáculas. Fue aquella una gran noche. Al día siguiente ofreció una charreada en su rancho con una espléndida comida. Para el quinto juego en Saltillo sus Saraperos perdieron un gran duelo de 2-1 con Amando Reynoso en la lomita local y los Diablos. manejados por Cananea Reyes, se coronaron con un gran trabajo del relevista Salomé Barojas que entró en la mitad del partido a salvar la situación.

Han pasado los años y ahora Armando Guadiana está en la política tratando de ser el Gobernador de su estado. Le deseamos buena suerte. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario