Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

lunes, 1 de diciembre de 2014

HORACIO PIÑA

EL SEGUNDO JUEGO PERFECTO Y
UNA FORMIDABLE CARRERA QUE
INCLUYO 8 AÑOS EN LAS MAYORES




Firmado por el que fuera catcher Nazario Moreno para la organización de los Pericos de Puebla, el derecho Horacio Piña, nacido en Matamoros de la Laguna, estado de Coahuila, llegó a pasar ocho años en las Ligas Mayores y al tomar acción en la Serie Mundial de 1973 con los Atléticos de Oakland se llevó el anillo del bando ganador, al imponerse a los Mets de Nueva York en el Clásico de Octubre.
Utilizando sobre todo como pitcher relevista, Piña jugó con Indios de Cleveland, Senadores de Washington, Rangers de Texas, Atléticos de Oakland, Cachorros de Chicago, Ángeles de California y un “pilón” con los Filis de Filadelfia.


PIÑA CON INDIOS
Horacio Piña vivió igualmente una gran carrera en la Liga Mexicana, donde lanzó dos juegos sin hit ni carrera, uno de ellos perfecto, por lo que es uno de los elementos que hay actualmente en el Salón de la Fama del Beisbol Mexicano, ubicado en la ciudad de Monterrey.
Por mucho, esa de 1973 fue la gran temporada para Piña, ya que no solamente la coronó trabajando en dos partidos y tres entradas de la Serie Mundial contra los Mets, sino que tuvo marca de seis ganados, tres perdidos, con 2.76 en carreras limpias y ocho juegos salvados.

CON ATLETICOS

Naturalmente, ese famoso equipo de los Atléticos, que ganó tres campeonatos seguidos (de 1972 a 1974) con su respectiva Serie Mundial, tuvo como principal relevista a Rollie Fingers.
Aquí está el Atléticos de 1973, donde jugó Piña, con sus jugadores principales:
1b          Gene Tenace
2b          Dick Green
3b          Sal Bando
SS          Campy Campaneris
LF          Joe Rudi
CF          Billy North
RF          Reggie Jackson
C            Ray Fosse

Pitchers: Catfish Hunter, Ken Holtzman, Vida Blue (los tres ganaron 20 juegos con 21 de Holtzman), Blue Moon Odom, RollieFingers, Darold Knowles, Horacio Piña, Dave Hamilton.

Anillo Ganador

REGINO OTERO LO LLEVO AL INDIOS

Los otros jugadores mexicanos con anillos de ganadores de Serie Mundial son, además de Horacio Piña, el zurdo Fernando Valenzuela, el pitcher derecho Enrique Romo, el utility Jorge Orta, el lanzador Aurelio López, Erubiel Durazo.
Piña se hizo profesional en 1965 con el Zacatecas de la Liga Central y en dos campañas tuvo marcas de 4-6 y 1-2. En 1967 dio el brinco no sólo a la Liga Mexicana, sino al estrellato, ya que tuvo récord de 16-11 y fue obtenido por los Indios de Cleveland de la Liga Americana por recomendación del buscador Regino Otero, aquel jugador cubano que es considerado el mejor primera base fildeador en toda la historia de la pelota cubana.


Después de una prueba de tres juegos en el equipo Reno de la Liga California, regresó con Puebla en 1968 para tener récord de 9-6. Ese mismo año lo llevaron al Portland, principal sucursal del Indios, para causar una gran impresión con récord de 3-1 y 0.69 en carreras limpias.
Terminó con los Indios de Cleveland en 1968 teniendo 1-1 en 12 juegos con un electrizante 1.74 en efectividad.
“Cuando me vieron tirar por abajo del brazo muchos instructores y managers se asustaron, ya que hay la idea que los pitchers que tiramos lanzamientos submarinos nos lastimamos del brazo.
Pero cuando comencé a sacar outs, me dijeron que siguiera tirando por abajo”, dice Piña
En 1969 tuvo 4-2 con Cleveland y abrió cuatro de los 31 partidos en que tomó parte.


TED WILLIAMS Y AURELIO RODRIGUEZ
En 1970 fue cambiado al Senadores de Washington y tuvo un buen año con 5-3 y 2.79, así como seis salvados. Vio acción hasta en 61 partidos en un Washington manejado por el inolvidable bateador Ted Williams y que quedó en último lugar. En 1971, con el mismo manager y equipo, tuvo récord de 1-1 en 56 partidos. Quedaron en penúltimo.

PIÑA CON EL PRESIDENTE NIXON

En 1972 se mudó Senadores de Washington a Texas y comenzó a llamarse Rangers. Ted Williams se despidió del puesto de timonel con 100 derrotas y Piña contribuyó con siete reveses, sólo dos victorias, pero un buen 3.20 en carreras limpias. Vio entonces…

El golpe de suerte




Fue el 30 de noviembre de ese 1972 el momento de gran suerte en la carrera de Horacio, ya que los Rangers lo enviaron a los Atléticos por él primera base Mike Epstein.
Vino su temporada con el campeón Atléticos en que ganó seis juegos por tres reveses. Sin embargo, para 1974 el Oakland se deshizo de él y fue a los Cachorros. Por esos días surgió la versión de que Piña no era un hombre muy feliz con los Atléticos y así lo dijo cuándo lo entrevistamos en la Serie Mundial de 1973 en Nueva York, en el lujoso Hotel Americana (ahora Sheraton), donde se hospedaron los campeones de la Liga Americana.

CON ANGELINOS
Aunque tomó parte en 47 juegos con Oakland, habló de estar en un equipo fuera más necesario y lo cambiaron alos Cachorros de Chicago en 1974. De allí al Serafines de California de la Liga Americana el mismo año y tomó parte en 45 partidos entre dos clubes con 4-6.
Para 1975 ya estaba de regreso en la Liga Mexicana, pero después de su fabulosa campaña con Rieleros de Aguascalientes en 1978, en que tuvo marca de 21-4, fue llevado al Filis de Filadelfia ese mismo verano, donde tuvo dos juegos y dos entradas sin aceptar carrera ni hit, tampoco dio bases y ponchó a cuatro, pero ya no lo llamaron para 1979 y regresó con Aguascalientes.
Así, Piña terminó ocho temporadas en Ligas Mayores con récord de 23-23 y 38 juegos salvados.
Fue incluido en el Salón de la Fama del Beisbol Mexicano y actualmente, con 46 años de edad, ya recibe su pensión de Grandes Ligas. Tiene un bar en su nativo Matamoros, Coahuila, y se ve muy bien de salud.

El juego perfecto



PIÑA Y RAMIRO CUEVAS
Al regresar Piña a la Liga Mexicana en 1976 fue parte de los Rieleros de Aguascalientes de Raúl Medina y él gran estrella de la campaña de 1978, cuando conquistaron el título.


RAUL MEDINA 
Antes, en 1975, tuvo récord de 10-13 y uno de sus triunfos fue juego sin hit ni carrera contra los Indios de Ciudad Juárez, que ganó 1-0 en siete entradas. Después vinieron temporadas de 9-9 y 13-9, antes de su gran año del 78, en que ganó 21 partidos para los Rieleros manejados por Jaime Fabela. Su gran campaña, en que ayudó al Tim a coronarse al pasar sobre los Algodoneros de Unión Laguna en la final, causaría gran controversia, al igual que el juego sin hit ni carrera. Raúl Medina, un magnate espléndido, le regaló un fino brillante a Piña por su gran año y en 1979, cuando logró el juego perfecto contra los Diablos Rojos del México, le dio un coche último modelo.
Las dádivas a los jugadores estaban prohibidas por las reglas de la Liga Mexicana y Raúl Medina fue suspendido, teniendo que vender el conjunto.

EN SUPER HIT

El partido perfecto de Piña, el segundo de nueve entradas que se registrab en la Liga Mexicana, fue el 12 de julio de 1979 y por 3-0 sobre los Diablos Rojos del México en partido celebrado en Aguascalientes. Es curioso que también el primer juego perfecto de la historia en el circuito, en 1953, fue contra los mismos Diablos Rojos por Ramiro Cuevas, quien lanzó para Tecolotes de Nuevo Laredo. Piña llegó a hilvanar, contando el otro juego, un total de 14 entradas en forma perfecta, un récord sin precedente.
Horacio Piña terminó su actuación de Liga Mexicana en 1980 y tuvo en total 100 victorias contra 68 derrotas, así como un estupendo promedio en carreras limpias de 2.70.

Debe destacarse que en 1967, su primer año en la Liga Mexicana, fue líder del circuito en wilds y en golpes a los bateadores con 18 y 12, respectivamente. Pero el novato descontrolado se convertiría en pitcher de Liga Mayores, con todo y Serie Mundial así como juego perfecto.
Imposible pedir más.

El reporte de Mike Brito

“Un pitcher derecho que era cuchillo”, veneno ´puro, para los bateadores derechos. Tiraba muy duro y por abajo del brazo, submarino. Siempre se acercaba a las 90 millas con su mejor velocidad y a los bateadores zurdos le tiraba el ‘palmball’. La pelota se le movía una barbaridad”.

Ligas Mayores

Estadísticas de Horacio Piña en Ligas Mayores:
Años: Ocho
Equipos: Indios, Senadores, Rangers, Atléticos, Cachorros, Serafines, Filis.
Ganados: 23
Perdidos: 23
Salvados: 38
Carreras Limpias: 3.25
Jugos: 314
Juegos Iniciados: Siete
Innings pitcheados: 432
Bases por bolas: 216
Ponches: 278
(Como relevista tuvo récord de 21-21)
Como bateador dio cinco hits en 27 veces al bat.



Serie Mundial

Actuaciones de Horacio Piña en la Serie Mundial de 1973: En el segundo juego de Oakland, los Atléticos ganaban 3-2 cuando Mets vino a batear en la sexta entrada contra el pitcher zurdo Vida Blue. Con un out hubo base a Cleon Jones y sencillo de Eddie Millner para que Piña entrara en relevo. Golpeó a Jerry Grote para llenar la casa y entonces vino una rola lenta de Don Hanh por tercera, que Sal Bando no pudo levantar para hit que produjo una carrera. 3-3. Bud Harrelson conectó hit al derecho y entró una carrera más.
Darold Knowles relevó a Piña. Este juego fue ganado eventualmente por Mets 10-7 en 12 entradas, con hit de Willie Mays empujando la carrera del desempate. Piña no tuvo decisión.
En el cuarto juego, celebrado en Nueva York, Piña relevó en el cierre de la quinta entrada, con los Mets ganando 6-1. Grote abrió con hit al central y Hahn  siguió con una tremenda línea que el jardinero izquierdo Joe Rudi atrapó con brinco espectacular en la barda.

PIÑA

Harrelson recibió base, pero el pitcher Jon Matlack dio rola para doble matanza. En la sexta, Piña retira en orden: Garret da rola a segunda, Félix Millán muere en rola a tercera y Jones eleva al jardín al jardín. En la séptima los Mets amenazaron contra Piña: Milner dio rola a segunda, pero Grote conectó hit al central, pasando a segunda en rola a primera. Harrelson es pasado intencionalmente, pero el pitcher Matlack da hit al izquierdo. Sin embargo, Grote es out tratando de anotar, en tirazo del jardinero izquierdo Rudi al catcher Fosse.
Abriendo la octava, Mike Andrews bateó por Piña. El mexicano ya no vio acción en el resto de la serie que ganaron los Atléticos en siete emocionantes partidos.
Su actuación en la Serie Mundial de 1973:
Juegos: dos
Entradas: tres
Hits: seis
Carreras Limpias: 0.00
Bases: dos
Ponches: cero

Liga del Pacífico





Piña se retiró de la Liga Mexicana del Pacífico con un total de 85 victorias, que lo puso en el lugar número 15 de todos los tiempos en este circuito. Pasó 13 temporadas con los Tomateros de Culiacán, logrando en 1967-1968 una campaña de 14-7, mientras en la 72-73 puso sus números en 11-3. Fueron las dos ocasiones que logró llegar y pasar de las 10 victorias.
En las estadísticas de carreras limpias, Piña está en segundo lugar de todos los tiempos del Pacífico con 2.40, sólo superado por el zurdo americano George Brunet con 2.24. Dio 17 blanqueadas.
Piña tomó parte en una Serie del Caribe, la de 1978, con Tomateros, y tuvo marca de 0-1.
Totales de Horacio Piña en el Pacífico:
Tomó parte en 14 campañas, con récord de 85-58 y 2.40 en carreras limpias. Un total de 255 partidos, 17 blanqueadas, con 1,164 entradas, 412 bases por bolas y 790 ponches.



No hay comentarios:

Publicar un comentario